El odio, como dominarlo Antoine Leiris y Maixabel

Recordaréis que el 13 de noviembre del 2015 hubo el atentado en la sala Bataclan de París donde Antoine Leiris perdió su esposa, y escribió un libro tan magnífico como corto, de título “NO CONSEGUIREIS MI ODIO”.

Dice el autor “Viernes al atardecer quitasteis la vida de un ser excepcional, el amor de mi vida, la madre de mi hijo, pero no conseguiréis mi odio, yo no os obsequiaré con mi odio. Ahora tengo que estar por Melvil, mi hijo, de apenas 17 meses, y os digo que durante toda su vida este niño os hará la ofensa de ser feliz y libre. Porque no, tampoco conseguiréis su odio”. Son párrafos extraídos del libro de Antoine Leiris, ediciones 62, que nos relata una de las mejores maneras de combatir el terrorismo.

Y ahora pasamos a la película Maixabel, que us recomiendo intensamente.

En el año 2000, Maixabel Lasa pierde a su marido, Juan Maria Jauregui, exgovernador civil de Guipúzcoa, asesinado por ETA. Unos años más tarde el PP hace desaparecer las charlas restaurativas entre víctimas y verdugos. A pesar de esto, once años más tarde recibe una petición insólita: uno de los asesinos de su marido ha pedido entrevistarse, en la prisión de Nanclares de Oca, después de haber roto sus vínculos con la banda terrorista. Maixabel no se lo piensa mucho y accede a entrevistarse con uno de los asesinos de su marido y escucha el arrepentimiento de uno de los miembros de ETA. El diálogo es magnífico entre las dos partes. Nos muestra, en definitiva, la posibilidad de resolver conflictos sin recurrir al odio.

Me parece que estos dos casos constituyen dos maneras de enfrentarse al terrorismo rechazando el odio, que sobre todo destruye a quién lo emplea.

Emili Chalaux i Ferrer

Presidente de ACAT

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.